¿Cobraremos las pensiones?

0

Nuevamente la preocupación por la sostenibilidad del sistema público de pensiones ha vuelto a la cabecera de los periódicos.

Lo novedoso es que ahora no son los “agoreros”, interesados en los planes de pensiones privados quienes lanzan las noticias. Ahora se suma la preocupación social por la debilidad financiera del propio sistema, ya que desde hace varios años existe un déficit en las cuentas generales de la Seguridad Social y, por otro lado, durante la legislatura del Partido Popular el gobierno ha hecho uso repetidas veces del Fondo de Reserva (la hucha de las pensiones), reduciendo en apenas tres años más de 40.000 millones de euros. A ese ritmo la “hucha” se agotaría para el año 2018.

Explicar la situación actual del sistema de pensiones públicos, sus problemáticas, causas y posibles soluciones resulta ser un tema esencial para la mayoría de la población trabajadora, y no digamos de los jóvenes, insertados precariamente al mercado de trabajo, con el fin de denunciar y aclarar las falacias y medias-mentiras sobre el sistema público de pensiones y su presunta inviabilidad.

Más de 9 millones de personas en España perciben alguna pensión pública y uno de cada cuatro españoles depende de las pensiones como fuente principal de ingresos de sus hogares.

Tratándose de una prestación que afecta a tantas personas, el volumen de gasto tiene que ser, por fuerza, muy elevado. En 2014 el gasto en pensiones públicas ascendió a 127.000 millones de euros, de los que 112.000 millones correspondieron a pensiones contributivas de la Seguridad Social, 12.700 millones a pensiones de funcionarios y 2.300 millones a pensiones no contributivas. Por hacernos una idea, gastamos en pensiones tanto como en Educación, Sanidad, Policía y Justicia juntas.

Share.

Comments are closed.