LA LLAVE DE LA CASA

0

festik

Desde que inició su andadura con el exilio colgado del nombre, Tm- Ex no ha tenido una sede fija. Café para llevar y pollos de corral junto a la Casa de las Asociaciones de Rivas. Bajo el porche de grandes vigas amarillas ahuyentábamos la lluvia en semana santa. Tan lejos y tan cerca de Madrid. Es un magnifico lugar y allí celebramos nuestras primeras asambleas. Aún así seguimos nuestro camino siempre con la maleta a cuestas.

Una parada, en unos antiguos y céntricos estudios de Madrid. La SGAE nos entreabre la puerta de una mesa caliente, con vistas a una sala de reuniones. El maltrecho tejido musical y audiovisual del país se reúne allí. Tierra de oportunidades y quizás la recompensa de una llave. Podría ser pero no….

Alberto Villa es “Jumping” en nuestro pequeño mundo plagado de Albertos. Surca las calles de su barrio natal, Carabanchel, en su vespa rosa. Encuentra una casa preciosa, dice. La Casa del Barrio. Acudimos a la llamada. Presentaciones alrededor de una mesa. Cervezas a un euro, y allí están los de La Casa con unos jóvenes que dicen hablar en son de paz y que trabajan para el Ayuntamiento. El mismo que desde hace años dejó de interesarse por las cosas del barrio. Aún así se les escucha y atiende.

Se encargan de las actividades en lugares públicos, aseguran. Aquellas buenas palabras, y somos testigos, se han evaporado en apenas dos meses. La Junta de Latina, deniega los permisos para la celebración del FestiK, emblema del espíritu vecinal, en el parque de Las Cruces. Un lugar de encuentro para grandes y pequeños donde el plato fuerte es la música y que este año celebra su décima edición. “A viva voz ni siquiera de manera oficial nos deniegan el permiso porque no han tenido tiempo de leer toda la información” remitida el 16 de abril por La Casa y los otros dos organizadores, La Caba y el Eko.

Aún así el FestiK sigue adelante hasta el domingo 23 de junio. Sólo un cambio. Los conciertos pasan a celebrarse a las 19.00, viernes y sábado, en el EKO (calle del Ánade, 10). El resto continúa como señala la programación, en el parque de Las Cruces.

Al final de aquella reunión, después de explicar nuestro proyecto y de escuchar  las numerosas actividades que generaba La casa, recibimos una llave. Y aquí hemos aparcado de momento la maleta, bajo el techo de uralita, junto al atrezo del grupo de teatro y la maquinaria de los restauradores de muebles.

Tm-Ex ha desarrollado diferentes talleres en La Casa. Al curso de dsrl y de redes sociales se añadirán próximamente otros de  Final Cut y reportajes. Todos gratuitos y abiertos a los vecinos. La Casa del Barrio de Carabanchel es la protagonista de un reportaje de tmex.es.

Share.

Leave A Reply